Una mujer que ha huido del tiroteo es consolada. / EFE
Una mujer que ha huido del tiroteo es consolada. / EFE

El autor de los disparos, del que se desconoce la identidad, ha sido abatido | La Policía ha cifrado en varios cientos el número de personas que se encontraban en el interior de la discoteca.

Al menos 12 personas han muerto en un tiroteo en un bar de la localidad californiana de Thousand Oaks, informaron hoy las autoridades estadounidenses. El autor de los disparos, del que se desconoce la identidad, murió en el interior del bar Borderline, donde comenzó el incidente en torno a las 23.20 hora local (7.20 GMT).

Inicialmente, el Departamento de Bomberos de Ventura explicó que en el tiroteo en el bar Borderline se produjeron «múltiples heridos». «Por favor, aléjense del área. Incidente de seguridad en activo. Se informa de múltiples heridos. Los detalles aún se desconocen», indicaron los bomberos en Twitter.

Un testigo dijo a la filial local de la cadena ABC que vio a un sospechoso, con barba y sombrero, lanzar granadas de humo y atacar a un vigilante de seguridad, antes de comenzar a disparar indiscriminadamente. «La gente trataba de salir por las ventanas», añadió.

«Le vi entrar (…) y comenzó a disparar», ha explicado otra testigo, que también ha descrito al tirador como un hombre de piel clara y pelo oscuro. Habría abierto fuego con una pistola semiautomática.

«No tenemos idea de si existe un vínculo terrorista o no. Como saben, las investigaciones están en curso y esa información surgirá en cuanto podamos determinar exactamente quién era el sospechoso y qué motivos lo llevaron a este evento horrible», ha explicado el sheriff del Condado de Ventura, Geoff Dean.

La Policía ha cifrado en varios cientos el número de personas que se encontraban en el interior de la discoteca cuando comenzó el tiroteo, si bien por el momento no han trascendido las motivaciones del atacante ni tampoco su identidad. Las autoridades se han limitado a confirmar su fallecimiento.

En el local, el más grande de música en vivo de la zona, se celebraba en la noche del miércoles una fiesta ‘country’ para universitarios. Thousand Oaks está a unos 60 kilómetros al noroeste del centro de Los Ángeles y no muy lejos de las áreas de Calabasas y Malibú.

Se trata del segundo tiroteo en Estados Unidos en menos de dos semanas. Hace 10 días, 11 personas murieron en una sinagoga en la ciudad de Pittsburgh, en el peor ataque antisemita perpetrado en Estados Unidos.

Fuente

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here